El auriga de Delfos

Actualizado: 6 may 2019

Análisis de la célebre estatua de bronce del auriga de Delfos perteneciente al periodo severo del Arte Griego


En torno al año 474 a.C. el tirano de Sicilia, Polizalo, ganó una carrera de carros en los juegos délficos y para celebrar su propia victoria ordenó erigir en su honor una cuadriga de bronce.


Su conductor, la única pieza del conjunto que ha llegado hasta nosotros es el famoso Auriga de Delfos, el más antiguo de los bronces clásicos encontrados hasta ahora.




De tamaño natural -con una altura de 1,80 metros- representa a un joven vestido con un quitón largo que sostiene en las manos unas riendas y vuelve hacia un lado su cabeza ceñida por la diadema de vencedor. Todos y cada uno de los pliegues de su vestido son completamente diferentes, logrando una imagen de sencillez que en realidad brota de la más absoluta sofisticación.

La estatua conserva íntegros los ojos de cristal, destacan sus rizos y las patillas que se unen con la barba.



 

Antes de continuar con nuestro estudio de las características del Auriga de Delfos, si estás interesado en el arte de la Grecia Antigua te recomendamos este magnífico curso online que analiza toda su evolución desde las primeras manifestaciones de las islas Cícladas hasta el helenismo.


¡Una verdadera joya que no debes perderte!