Kant: lo sublime

Actualizado: mar 12

Explicación detallada de la analítica de lo sublime expuesta por Immanuel Kant en la Crítica del juicio


Kant, con anterioridad a su análisis de los sublime, sostuvo que los

juicios del gusto empírico estaban basados en sensaciones materiales y que esto simplemente hacía referencia a lo que es agradable y por tanto al

deleite, frente a los juicios del gusto puro, que son juicios sobre lo bello que dan placer.

A lo sublime, por su parte, se le pondrá otro acento, pues ni

deleita, ni place pero sí conmueve. Su propio nombre nos lo dice pues sublimar consiste en el paso del sólido al gas, por tanto el término guarda una

connotación de elevación, de una cierta espiritualización. Así sublimar haría referencia a una conmoción a través de una elevación. En este caso lo

sublime para Kant, se distinguirá entre lo sublime matemático y lo sublime dinámico. Lo sublime matemático tendrá que ver con las cantidades, lo

dinámico tendrá que ver con la energía, la dinamis, con el movimiento.



Antes de continuar con nuestro estudio de la noción de lo sublime en la obra de Kant, si estás interesado en la historia de la filosofía y en profundizar en el estudio de su obra y en el de las grandes figuras del pensamiento occidental, te recomendamos los excelentes cursos ofrecidos por el

Centro de Estudios Filosóficos Alétheia



Si estás interesado en la ética de Kant te recomendamos este excelente curso que analiza sus desarrollos en comparación con las visiones de Aristóteles y John Sturart Mill.

Además en su Canal de Youtube encontrarás numerosas clases en abierto que repasan toda la historia de la filosofía desde los presocráticos hasta Nietzsche. ¡Échale un ojo a esta sobre el imperativo categórico!




- Lo sublime matemático


Kan nos dice que llamamos sublime, desde el punto de vista matemático, a aquello que es grande sin más. Decirsin más que algo es grande es

algo muy diferente a decir que es grande sin mas. Es decir, esto último es aquello que esgrande por encima de toda comparación,

inconmensurablemente grande, es decir,tan grande que rompe el diálogo de lo mensurable, de lo medible.

Sin embargo, Kant no se queda conforme y va ofreciendo otras definiciones que aclaran más este concepto de sublimidad matemática, señalando que

la definición anterior también puede expresarse del siguiente modo: sublime es aquello en comparación con lo cual todo lo demás es pequeño.



Luego lo sublime tiene que ver con la magnitud pero no es una magnitud hasta tal punto que todo lo mensurable queda pequeño. Así entonces Kant

llega a la conclusión de que lo sublime es aquello que aun pudiendo tan solo ser pensado, hace patente una capacidad del alma que sobrepasa

cualquier patrón de medida de los sentidos. Lo que kant propone por tanto, es algo que puede ser pensado pero que no puede ser experimentado

en términos sensibles.



- El papel de la imaginación en lo sublime


Hemos dicho, que la clave de lo bello era una concordanciaentre aquellos objetos realizados por la imaginación en su uso libre y por consiguiente

sin atender a leyes, y que eran, sin embargo, como si hubieran sido hechas por el entendimiento sometido a las leyes. Por tanto, en lo bello, la

imaginación era la clave, pues era capaz de formalizar unos datos sensibles y construir un todo propositivo pero concordando analógicamente con el

entendimiento. Ahora por el contrario tenemos algo que es sublime porque no tiene comparación. Así dirá Kant que cuando juzgamos sobre lo

sublime, no juzgamos como ocurría con lo bello, sobre un objeto, no es que haya objetos sublimes sino que esos objetos despiertan una capacidad

del ánimo. Lo que ve el sujeto es su inconmensurabilidad, o lo que es igual, ahora la imaginación siempre se queda corta, estrecha, la imaginación

resulta insuficiente para poder formalizar los datos sensibles, porque no nos llegan los datos sensibles en su totalidad. De modo que esa totalidad es

imposible para nuestra imaginación.¿Sería alguien capaz de contar el número de estrellas? Así, en lo sublime hay una interrupción, una insuficiencia

de la imaginación.


- Un movimiento de doble sentimiento


Por otro lado, el movimiento de lo sublime, es un movimiento de doble sentimiento. Por un lado el sentimiento de impotencia, de insuficiencia de

nuestra imaginación que es sin embargo motivo de conmoción de una cierta capacidad que está en nuestra razón en la que hay una idea de

infinitud y que nos hace tomar conciencia del alto momento de nuestra capacidad de ánimo, es decir nos sublima, nos pone por encima de la

imaginación.


En este sentido, el ser humano no está sometido en sus sentimientos a lo que simplemente organiza y ordena la imaginación sino que también

es capaz de sobrepasar la imaginación dado que hay en la razón ideas que proyectan la infinitud. Así, en el ánimo del hombre, se encuentra

algo capaz de hacerse cargo de la idea de infinitud. Por tanto, este movimiento será un movimiento doble, por un lado de decepciónde la

imaginación, pero así mismo de elevación del ánimo humano que sabe que en su razón hay un infinito.


- La sublimidad de la naturaleza


Kant añade que la naturaleza es sublime en aquellos de sus fenómenos cuya intuición lleva consigo la idea de su infinitud, lo cual no puede

suceder sino mediante la falta de adecuación. Así, incluso en el máximo esfuerzo de nuestra imaginación para la estimación de la magnitud de un