Filosofía y ciencia

¿Cuáles son los vínculos entre estas dos disciplinas? ¿Son formas de pensamiento opuestas o están directamente relacionadas?


En nuestros días, la ciencia es una de las actividades más prestigiosas, relevantes y con mayor impacto sobre la sociedad. Su método, su capacidad de descubrimiento y sus aplicaciones para mejorar de forma tangible la vida de los seres humanos parecen convertirla en una actividad diametralmente opuesta a la filosofía.


Ésta, en cambio, se presenta para la mayoría de las personas como un tipo de saber anticuado, obsoleto, cuyo papel en la sociedad no está claro para la mayor parte de las personas.


No obstante, no debemos confundir los tópicos culturales y nuestro prejuicios acríticos con la verdadera historia de estas dos insaciables formas de saber.



 

"La filosofía es la madre de la ciencia"


Probablemente hayas escchado o leído esta frase en algún momento y hayas pensado que es una exageración o una forma de hablar simplificada. Pero nada más lejos de la veradad, el empirismo -base central de la ciencia- y el método científico que hoy en día impulsan la investigación son creaciones pura y netamente filosóficas.


 

Antes de continuar con nuestro estudio, si estás interesado en profundizar de forma detenida en la formación del pensamiento científico y en sus lazos con la filosofía, te recomendamos este magnífico curso online que aborda su desarrollo desde la Antigua Grecia, pasando por los desarrollos medievales y renacentistas, Ptolomeo, Copérnico y Kepler, hasta Newon.


¡Una verdadera joya que no puedes perderte!



Puedes ver el curso en su web o directamente en su canal de Youtube. A continuación te dejamos el link a la lista de reproducción completa de todos los capítulos:


https://youtube.com/playlist?list=PL9aTN4Co7wskFNyJR7GfJf9axcHFNHGWc


Aquí tienes un ejemplo de una de sus clases dedicada, precisamente a los orígenes del empirismo científico:





A lo largo de los capítulos que componen este curso, podrás recorrer paso a paso, de forma detenida pero al mismo tiempo muy amena el proceso de desarrollo por el cual la filosofía, durante el periodo Moderno, se fue transformando para dar lugar a lo que hoy conocemos sencillamente como ciencia.


La revolución científica, iniciada en el campo de la astronomía y la física en el Renacimiento de la mano de Copérnico, dio paso, con los siglos al desarrollo del método