Aristóteles y la felicidad

Exposición detallada de la definición aristotélica de la felicidad y del camino esencial para alcanzarla tal como el filósofo griego lo expone en sus tratados de ética

El primer pensador perteneciente a la tradición filosófica occidental que desarrolló una ética de gran impacto sobre el pensamiento antiguo, moderno, medieval y contemporáneo vivió nada más y nada menos que en el siglo IV a.C., hace unos 2300 años, y a pesar de tal distancia temporal, nos ha legado una obra que ha sido protegida, copiada, traducida, editada, valorada y mimada durante dos milenios por todas y cada una de las civilizaciones que se han sucedido en la vanguardia del pensamiento europeo occidental: romanos, cristianos, judíos, árabes, renacentistas junto a los todos los contemporáneos han reconocido la inmensa grandeza e importancia de la Ética a Nicómaco.


Este libro redactado por el macedonio Aristóteles, discípulo de Platón y maestro del gran Alejandro Magno, es considerado como el mejor libro de ética jamás escrito pues en él se condensa la más brillante, clara y certera definición de la naturaleza humana.


A la ética, Aristóteles dedicó tres tratados: