Aristóteles: definición y clases de movimiento

Actualizado: 11 abr 2019

Te explicamos en detalle la definición aristotélica de movimiento y sus clases






 

Definición y clases de movimiento en la física de Aristóteles


 

La definición ofrecida por Aristóteles del movimiento combina la estabilidad de lo ente propuesta por Parménides y Platón con la transformación incesante de todo lo existente planteada por los milesios y llevada al extremo por Heráclito. Así, el movimiento, en sentido aristotélico, debe ser entendido como la determinación nunca acabada de las cualidades propias de los entes en tanto que estas están en proceso de modificación.


Todo lo que se halla englobado por la esfera de la Luna está sometido a un constante devenir que, sin embargo, permite un grado suficiente de identidad en la medida en que es posible distinguir entre sustancias y accidentes. De hecho, la propia existencia del movimiento depende de la constatación de la primacía ontológica de las cosas que existen diferenciada y separadamente.


En virtud de esta estabilidad, el Filósofo señala que el movimiento no puede existir de forma independiente sino que es algo que se da en y por las cosas:


“Ahora bien, no hay movimiento fuera de las cosas, pues lo que cambia siempre cambia o sustancialmente o cuantitativamente o cualitativamente o localmente, y, como hemos dicho, no hay nada que sea común a tales cambios y no sea o un «esto» o una cantidad o una cualidad o alguna de las otras categorías. Así pues, no hay movimiento ni cambio fuera de los que hemos dicho, ya que no hay ninguno que se encuentre fuera de lo que hemos dicho.” (Fís.III 1, 200b31-201a3).




 

Si estás interesado en la filosofía aristotélica y deseas profundizar en su conocimiento, re recomendamos este excelente curso online ofrecido por el

Centro de Estudios Filosóficos Alétheia



en el que se analizan de forma amena a la vez que rigurosa todas las ramas de su producción intelectual.